Saltear al contenido principal

Recursos creativos: la Lightning Decision Jam

  • Blog
Recursos Creativos: La Lightning Decision Jam

Todas las empresas afrontan retos y proyectos que requieren recursos creativos. Pero no siempre es fácil encontrar los adecuados. En este artículo os hablamos de un método eficaz para conseguir poner solución a tus problemas.

Recursos creativos

En el día a día encontramos diferentes tipos de problemas y retos que necesitan solución. En el caso de las empresas, y más aún en el ámbito del marketing, estas situaciones requieren a menudo recursos creativos para llevar a cabo un proceso de resolución de problemas con el que encontrar la mejor opción.

Sin embargo, buscar soluciones creativas no es fácil. Incluso en un equipo fresco e ingenioso, es fácil perderse en estos procesos y ver correr el tiempo sin resultados. Por eso, desde Cetrex Marketing hoy os traemos una metodología con la que afrontar estas situaciones: la Lightning Decision Jam (LDJ).

La Lightning Decision Jam

La LDJ es una metodología que sirve para casi cualquier situación. Además se utiliza para afrontar retos de este tipo en sectores de referencia, desde grandes corporaciones hasta agencia de la ONU.

Y todo se resume en un sencillo proceso que necesitará de unas pocas personas y que será realizado en cuestión de días. Todo dividido en las fases que veremos a continuación, que en total no deberían alcanzar la hora de duración. Su corta duración hacen de este uno de los recursos creativos favoritos del momento.

Preparación

Materiales

Para preparar adecuadamente una LDJ necesitarás:

  • Post-its de 3 colores diferentes
  • Pegatinas de colores
  • Rotuladores o bolígrafos
  • Dos folios o carteles, uno con un dibujo de un barco de vela y otro con unos ejes de coordenadas X e Y
  • Recomendable: un temporizador para medir el tiempo de participación de cada persona y cada fase

Para ayudar a crear una atmósfera de trabajo cómoda también puedes poner algo de música. ¡Aunque ten cuidado de escoger bien el tipo!

Participantes

Para que una LDJ sea eficaz debemos contar con un grupo pequeño y versátil. Se recomienda contar con un equipo de al menos 3 personas y no más de 8. Aunque la cantidad más eficaz según expertos es entre 4 y 6 personas.

Debe haber además una persona que modere la actividad. El moderador deberá asegurar que se sigan las fases y que no se pierda el hilo en ningún momento.

Empezar por lo que funciona (7-10 minutos)

Para empezar con un punto positivo, todo el mundo debe escribir lo que cree que está funcionando con respecto al objetivo que nos planteamos. Es importante que no haya discusión, sino que cada participante escriba en un tipo de post-it lo que ve como positivo. Deben escribir las ideas que tengan cada una en un post-it diferente durante 4 minutos.

Después, cada participante expondrá sus post-its y los pegará junto a la vela del barco del dibujo (las cosas positivas son las que nos mueven hacia nuestro objetivo). La exposición debe ser rápida y no se admiten preguntas de otros participantes en esta parte, más allá de clarificar lo que quiere decir quien está exponiendo.

Esta fase sirve para crear buen ambiente y una dinámica positiva.

Captar los problemas (5 minutos)

En esta fase vuelve a haber 4 minutos para escribir. Pero esta vez los participantes escribirán los problemas que aprecian en post-its de un color diferente del anterior. Es importante que pongan todos los que se les ocurran.

Al finalizar, el moderador recoge todos los post-its y los coloca en el mar bajo el barco, sin comentarlos. De esta manera los participantes pueden hacer críticas de manera anónima y se aumenta la sinceridad.

Priorizar problemas (3 minutos)

Para poner orden entre todos los problemas que han surgido, el moderador da 3 pegatinas de color a cada participante. Con estas pegatinas podrán votar entre los problemas los que les parezcan más importantes. Todo el mundo puede votar sus propias propuestas y se puede poner más de una pegatina en el mismo problema.

Una vez acabado este paso, el moderador ordena los problemas de más votados a menos, dejando fuera los que tengan menos de 2 votos.

Convertir problema en reto (3 minutos)

Para afrontar la búsqueda de una solución para el problema más votado, habrá que convertirlo en un reto. Para ello los participantes deberán reescribirlo.

Un consejo habitual es utilizar la estructura “¿cómo podríamos?” (“how might we? en inglés) para facilitar este paso.

Idear soluciones (6 minutos)

Cada participante dispone de 5 minutos para escribir soluciones al reto planteado. Cada propuesta se escribirá en un post-it diferente del tercer color. Es importante que no haya discusión de las ideas, y que cada uno escriba las suyas sin interacción.

Una vez acabado, se pegan todos los post-its de soluciones en la pared.

Priorizar soluciones (5 minutos)

El moderador vuelve a dar pegatinas a los participantes para votar. En este caso dará 6 pegatinas y los participantes contarán con 4 minutos para votar.

Una vez acabadas las votaciones, se priorizarán las soluciones que tengan al menos 2 votos, estableciendo una clara jerarquía.

Decidir cuáles ejecutaremos (10 minutos)

Para ver qué soluciones son más interesantes entre las que han sido votadas es importante comprobar su eficiencia. En este momento entra en escena el gráfico con los ejes de coordenadas, que reflejarán las variables “Impacto” para el eje vertical y “Esfuerzo” para el horizontal.

Cada solución se colocará en este gráfico teniendo en cuenta el esfuerzo necesario para ponerla en marcha y su potencial efecto. Este es el único espacio donde se admite discusión, ya que habrá que consensuar en qué medida de las dos variables se coloca cada opción.

De esta manera quedarán distribuidas las soluciones según su eficacia.Será evidente cuáles de estas soluciones son eficientes y cuáles no. Pero aún así, dividiremos el gráfico en cuatro cuadrados haciendo una línea vertical en el medio y otra horizontal.

Las que queden en el margen superior izquierdo (alto impacto – bajo esfuerzo) serán las que deban aplicarse inmediatamente. Las del margen superior derecho (alto impacto y esfuerzo) deben tenerse en cuenta para elaborar un proyecto a medio plazo. Las del sector inferior izquierdo (bajo impacto y esfuerzo) deben convertirse en tareas. Y las del cuadrado inferior derecho (alto esfuerzo con bajo impacto) las descartaremos, al menos por el momento.

Hacer las soluciones aplicables y medibles

Tomando las soluciones del sector superior izquierdo, se debe buscar la manera de aplicarlas de inmediato. El equipo deberá buscar un plan con 3 pasos aplicables en un máximo de 1 o 2 semanas.

El efecto de este plan debe ser medible, y es también importante pensar en una manera de medir el impacto para ver si la solución ha sido eficaz o no. Puede ser que la solución no funcione, pero tranquilo, porque tampoco habrás gastado demasiado tiempo en ello y tendrás a un equipo entrenado en buscar más soluciones utilizando recursos creativos como la LDJ.

En Cetrex Marketing apostamos por la creatividad en la búsqueda de soluciones. Por eso, si quieres poner solución a tus problemas y estar en las mejores manos, llámanos.

Volver arriba